La Ley de conservación de datos relativos a las comunicaciones electrónicas y a las redes públicas de comunicaciones (Ley 25/2007 de18 de octubre) establece que los operadores de servicios de telefoníamóvil prepago deberán llevar un libro-registro en el que conste laidentidad de los clientes. Los datos pueden ser requeridos por orden de un juez, con la finalidad de detectar, investigar y enjuiciar delitos graves.

 

Esta disposición entró en vigor el 9 de noviembre de 2007. A partir de esa fecha, las personas que compren tarjetas prepago tienen la obligación de identificarse en el registro de las operadoras.


Carrito  

Sin producto

Transporte 0,00 €
Total 0,00 €

Carrito Confirmar

 
 

Marcas